Para conseguir lo mencionado puedes realizar varios ejercicios que requieran mover varios grupos musculares al mismo tiempo y cierto tipo de desplazamiento. Por ejemplo, el sprint clásico o correr a tope aumenta el ritmo cardiaco y el movimiento se ejecuta usando principalmente el tren inferior, pero también incluye el core y movimientos de brazos.

Bon dia, En el meu cas tinc 40 anys, peso 67kg i medeixo 167cm. Vull aprimar-me entre 5-7kg. El meu problema és que treballo al carrer i em passo caminant unes 4 hores al dia. A l’hora de fer el descans que és de 30 min, ho haig de fer en un bar. No puc portar carmenyola perquè no tinc lloc ni nevera on deixar-la i l’hauria de portar a sobre durant 6 hores amb la calor que fa ara a l’estiu. No puc menjar de menú perquè no tinc el temps suficient de descans. Això em deixa poques opcions per dinar: entrepà o amb sort en algún lloc (descanso entre les 16:30-18h) puc demanar una amanida (però aquesta opció és la menys freqüent ja que com és tard a vegades ja no hi ha o no te la fan). Com puc equilibrar el menú setmanal? A la nit normalment no menjo gaire, normalment una truita o formatge tipus iogurt amb fruits del bosc o maduixes (aquesta setmana és el meu aniversari i la panxa ja està passant malament perquè els sopar són més copiosos i no estic acostumada). Per cert, no bec llet, només civada o llet d’arròs amb avellanes. Gràcies!
Agua. El agua no solo ayuda a depurar nuestro organismo, sino que también resulta saciante y hace que tengamos menos hambre. "Las investigadores muestran que beber más agua, especialmente antes de las comidas, puede reducir el consumo total de calorías, lo que puede ayudarte a perder el exceso de grasa en el vientre", explica la dietista Jillian Kubala.
Anota todo lo que comes y bebes, en qué momentos y en qué cantidades. De esta forma, por un lado te darás cuenta de que, efectivamente comes más de la cuenta, y por otro sabrás si es que picas entre horas porque te aburres o estás desanimada. En este caso, búscate aficiones que llenen tu tiempo libre como ir al cine o pasear con amigos. Para empezar una dieta es bueno un cambio de actitud, pero también es de gran ayuda un cambio de imagen: ve a la peluquería, cómprate alguna prenda que te favorezca, arréglate un poco más. Y piensa en todo lo que tienes colgado en el armario. Es el comienzo del cambio.
El tema no está para bromas pero, por desgracia, parece que la estética sigue preocupando más que la salud y los kilos de más sólo molestan de verdad cuando llega el momento de poner el traje de baño. Es entonces cuando entran las prisas y se toman medidas desesperadas como las dietas extremas más populares del momento: casi cuatro millones de españoles reconocen haberlas seguido en alguna ocasión. ¿La peor valorada de todas? La dieta Dukan, basada fundamentalmente en el consumo de proteínas.
Se trata de un ejercicio parecido a las sentadillas, pero con una única pierna. Partiendo de una postura erguida, desliza una de las piernas hacia delante hasta que la rodilla de la otra extremidad casi toque el suelo. La pierna que adelantes debe quedarse flexionada en, apróximadamente, 90 grados. Para cambiar de extremidad, da un salto al aire, llevando tu pie trasero hacia delante y el delantero hacia atrás.
×