Hay dos tipos de grasa alojada en tu abdomen: la subcutánea, que está justo debajo de la piel y es la que produce la flacidez, y la visceral, que se deposita alrededor de los órganos. "Se ha demostrado científicamente que la grasa visceral crea hormonas y citocinas, las sustancias que producen la inflamación del vientre", explica Ashcroft. "La inflamación crónica causada por las citocinas se asocia con hipertensión, diabetes de tipo 2, resistencia a la insulina y aterosclerosis, lo que aumenta el riesgo de ataque cardíaco", subraya.

En la década de los 20 “se vienen lastrando malos hábitos adquiridos en la adolescencia porque todavía la percepción de la propia salud es buena. Existe la mala costumbre de consumir comida rápida, con muchas calorías y muy pocos nutrientes interesantes, provocando problemas de sobrepeso”, explica Felipe Isidro, coordinador del Grupo de Estudio de Ejercicio Físico y Obesidad de la Sociedad Española de Estudio de la Obesidad (Seedo). Según este experto, en España, a estas edades, hay bastante prevalencia de sobrepeso (hasta más de 10 kg por encima del peso ideal), y esta condición derivará en obesidad si no se pone remedio.
Y numerosos estudios han demostrado que el exceso de azúcar puede llevar a una acumulación elevada de grasa en el abdomen y está directamente relacionada con la obesidad tanto en niños como en adultos (eso significa que si tienes hijos debes controlar lo que consume porque puede tener efectos devastadores en su salud). Puedes ver las conclusiones de más de 38 estudios de las últimas décadas en este artículo.
No se trata de seguir dietas estrictas en la que se limitan grupos de alimentos. Se trata de comer de todos los grupos de alimentos para obtener todos los nutrientes que nuestro cuerpo necesita. La estrategia se basa en tomar menos calorías de las que gastamos a costa de azúcares y grasas, especialmente las que no son saludables. A esta estrategia se le llama dieta hipocalórica.
DESAYUNO. "Té verde, yogur desnatado natural con fresas troceadas y una cucharada de avena y tortilla francesa. Diurético, laxante y antioxidante, el té ayuda a eliminar las grasas. Las fresas tienen un alto contenido de vitamina C, la cual ayuda en la producción de endorfinas. La avena combate el cansancio y el estrés. Los lácteos, ricos en vitaminas y minerales, aumentan la serotonina al ser ricos en aminoácidos".
Beneficios en general del jugo de berros, piña y apio: De los mejores a la hora de empezar una dieta basada en bebidas para bajar de peso, gracias a sus propiedades adelgazantes y quema grasa este batido te puede ayudar adelgazar en menos de 2 semanas con facilidad, contiene propiedades que ayudan a mantener la sensación de llenura por más tiempo, evitando los antojos y comidas extras, mejora la mucosa intestinal y fomenta la expulsión de toxinas.
Consejo: Sólo porque usted está tratando de perder peso, no quiere decir que no pueda comer sus alimentos preferidos. Lo importante es que tenga un plan de alimentación saludable y si un día come algo que engorda mucho, es decir, que tenga muchas calorías, trate de comer menos el resto del día o al día siguiente. Para esto es bueno fijarse en el número total de calorías que come y reducir el tamaño de sus porciones. Encuentre cómo limitar las calorías en sus alimentos preferidos. Por ejemplo, usted puede hornear algunos alimentos en lugar de freírlos o puede usar leche baja en grasa en lugar de crema. No se olvide de llenar la mitad de su plato con frutas y vegetales.
Copyright © 2018 Leaf Group Ltd El uso de este sitio web constituye la aceptación de los Términos y Condicionesy Política de Privacidad. El material y todo contenido que aparece en MUYFITNESS.COM con fines meramente educativos. No debe ser usado como un sustituto o suplencia de una consulta médica profesional, diagnóstico o tratamiento. MUYFITNESS.COM no avala ninguno de los productos o servicios que se publicitan en el sitio web. Es más, no seleccionamos la mayoría de los publicistas ni los anuncios publicitarios que aparecen en el sitio web.

Debes apoyar tu peso en los dedos de los pies. Las manos han de estar debajo de los hombros. El cuerpo, recto, rectisimo. Debes tener cuidado, asegura Sims, de mantener tu núcleo bloqueado, para que se forme una línea recta entre la cabeza, los glúteos y los talones. Vamos, que no muevas ni un músculo. Una vez que tengas dominada la postura, dobla los brazos y baja lo que puedas, y luego vuelve a la posición inicial extendiendo las extremidades superiores.

×