Puedes bajar de peso en cualquier dieta, solo ocupas comer menos calorías de las que quemas. Pero esto tiene un problema: el hambre. Tener hambre siempre provoca que tarde o temprano dejemos la dieta y vuelvas a subir de peso (en ocasiones más de lo origina). Si hay personas que se adaptan a vivir con hambre, pero no todos somos masoquistas y tenemos una fuerza de voluntad de hierro.
Esta es una de las hierbas más populares para bajar de peso debido a sus propiedades diuréticas y capacidad relajar el cuerpo, entre sus compuestos principales no encontramos con teína, catequina y diferentes minerales saludables para el organismo, por consiguiente sus capacidades antioxidantes estimula el metabolismo y sus minerales fomentan la eliminación de líquidos.

¿Y qué pasa entonces? El estómago se acostumbra a consumir mucha comida y cada vez necesita más para sentirse lleno. Piensa que el estómago cuando nota la presión de los alimentos en sus paredes envía un mensaje de saciedad al cerebro. Un estómago que se ha dado de sí necesita mucho alimento para enviar esta señal. Por eso las dietas son un sacrificio porque el estómago se queda con hambre. Mi propuesta: lograr que la capacidad de ese globo que es tu estómago se haga más pequeña y que te sientas saciada comiendo menos.

En cuanto a las bebidas, recomienda evitar "los refrescos, las gaseosas y el alcohol". Amaro recuerda que "el agua en ayunas ayuda a activar el metabolismo, además de contribuir a evitar el estreñimiento". También destaca los efectos benefactores del té: "El verde tiene propiedades saciantes, laxantes y es un antioxidante que ayuda en los procesos digestivos".
Pequeños cambios en las raciones. En los menús aumenta la cantidad de pan, arroz, pasta y legumbres que puedes tomar y baja la de pescado y carne. Este ajuste en las raciones está pensado en equilibrar la dieta para que sea la base de tu alimentación en el futuro. Durante las primeras fases, como son más restrictivas, el consumo de proteína (carne, pescado) es mayor para mantener el tono muscular.
×