Esta fórmula de gotas de dieta patentada de Orlistol es un suplemento disponible que inhibe tanto la absorción de carbohidratos como las grasas, lo que les permite pasar a través del cuerpo antes de que puedan descomponerse y almacenarse para obtener energía. Las gotas comienzan a funcionar en solo minutos, proporcionando una biodisponibilidad que es de 2-3 veces más alta que una tableta o cápsula.
Un importante culpable de tus problemas de sobrepeso es el cortisol, la hormona del estrés. Si tienes demasiado cortisol en tú cuerpo, aumentarán tus niveles de hambre, lo que te lleva a subir peso sin remedio. Las principales causas de que produzcas esta hormonal son el estrés crónico y/o la falta de sueño, y la medicación con cortisona. Toma cualquiera de las medidas que mencionamos en los puntos anteriores para darle una solución.

Si ponerse en forma lo ves como un gran desafío, es hora de cambiar esa actitud, ya que no necesitarás perder muchos kilos. Ashcroft asegura que con que pierdas unos pocos ya notarás los cambios a mejor en tu salud y en tu físico. "El aumento de la intensidad del ejercicio, de acuerdo con tu forma física, es una manera excelente de hacer que tus sesiones de entrenamiento sean más eficientes y den resultados", subrayó. Dicho entrenamiento pertenece al grupo de los llamados HIIT ​('High Intensity Interval Training'), es decir, un estilo de entrenamiento que combina rápidas ráfagas de ejercicio de alta intensidad seguidas de períodos de recuperación más moderados e incluso bajos. Además, mantiene alto tu ritmo cardíaco y quema más calorías que otros ejercicios en muy poco tiempo.
Hay que tenerle respeto a las nueces. La verdad es que son adictivas y muchas veces no las podemos dejar de comer hasta ya no hay más. Lo malo es que muy pocas veces valoramos si las estamos comiendo por hambre o por inercia. Así que aquí te va un consejo: está comprobado que la sal te incita a comer más, así que prefiere las nueces sin este condimento para botanear. Otro consejo: evita llevar toda la bolsa al sofá, preferiblemente pon unas poquitas en un tazón y antes de levantarte considera si necesitas en verdad ir por más. Recuerda que siempre te acabas todas las nueces que tienes a la mano tengas hambre o no.
Consejo: Si usted decide seguir un plan de alimentación vegetariana, asegúrese de ingerir los nutrientes que normalmente obtiene de los productos de animales como quesos, huevos, carne y leche. En la tabla a continuación, encontrará una lista de los nutrientes que pueden faltar en una dieta vegetariana con algunas comidas y bebidas que tal vez le ayuden a llenar sus necesidades para esos nutrientes.

Conclusión: Siéntete libre de saltarte comidas, no comas solo porque el reloj lo indica y NUNCA comas cuando no tienes hambre. Y esto vale para cualquier comida. Cuando dejas de comer carbohidratos eventualmente dejas de tener hambre. Especialmente si tienes mucha grasa acumulada ya que tu cuerpo lo interpreta como que tiene muchas reservas para quemar, no manda señal de abastecer y se te quitan las ganas de comer.


Internet y Youtube está lleno de vídeos con consejos para adelgazar 5 kilos en 3 días o en una semana. ¿Pero es posible perder 5 kilos en tan pocos días? La respuesta es que sí se puede hacer pero va en contra de tu salud. Si buscas perder peso muy rápido, lo harás fundamentalmente en forma de agua y a costa de perder músculo. Perder más de medio kilo de grasa a la semana es muy poco común, especialmente si no se lleva un estilo de vida activo y se practica deporte. Para buscar este tipo de pérdidas tan rápidas, se suelen hacer con dietas de sobres de menos de 1.000 calorías o mediante caldos o bebidas que aportan muy pocas calorías (y nutrientes)
Consejo: Planifique hacer al menos 10 minutos de actividad física tres veces al día durante 5 o más días a la semana. Esto le ayudará a alcanzar la meta de 2½ horas. Tómese unos minutos de su trabajo para dar una caminata. Use las escaleras. Bájese del autobús una parada antes de la suya. Salga a bailar con sus amigos. No importa que sean períodos cortos o largos, estos períodos de actividad pueden sumar a la cantidad total de actividad física que necesita cada semana.

Lo normal es que pierdas de uno a cinco kilos durante la primera semana  que dejas de comer carbohidratos. Las siguientes semanas el resultado es menos dramático, pero espera un promedio de medio kilo semanal. Si mis matemáticas no nos engañan, ¡da un resultado promedio 30 kilos cada año! Y lo mejor, cada kilo perdido de grasa es aproximadamente igual a 1 centímetro menos alrededor de la cintura.
Al cumplir los 30 empieza a haber una preocupación por la salud porque debutan algunos signos de envejecimiento (como las arrugas o la caída del pelo). Isidro menciona que “lo positivo es que la gente va concienciándose de que hay que cuidarse. Precisamente por eso hay menos prevalencia de obesidad en esta etapa de la vida. Por otro lado, los hábitos que no se modifican en esta etapa costará mucho modificarlos en el futuro”.

De esta forma, conseguirás controlar tu saciedad. Es más probable que te entren ganas de devorar si haces solo dos comidas que si haces cinco, por lo que así controlarás fácilmente la ingesta de calorías. Hacer pequeñas ingestas cada tres horas nos aportará energía y evitaremos los ataques de hambre, que ya sabemos que irán al depósito de grasa. Recordemos que no es imprescindible comer cada dos o tres horas, hacer más comidas simplemente te puede ayudar a no tener los clásicos atracones.


El cuerpo absorbe más o menos la mitad de los carbohidratos que comes, lo que como ya sabes aumenta el azúcar en tu sangre y estimula a la insulina. Lo triste es que la otra mitad generalmente termina en la última porción del aparato digestivo lo cual te provoca cólico, indigestión y gas. Además, contienen edulcorantes que te provocan la necesidad de comer más.
Bon dia, En el meu cas tinc 40 anys, peso 67kg i medeixo 167cm. Vull aprimar-me entre 5-7kg. El meu problema és que treballo al carrer i em passo caminant unes 4 hores al dia. A l’hora de fer el descans que és de 30 min, ho haig de fer en un bar. No puc portar carmenyola perquè no tinc lloc ni nevera on deixar-la i l’hauria de portar a sobre durant 6 hores amb la calor que fa ara a l’estiu. No puc menjar de menú perquè no tinc el temps suficient de descans. Això em deixa poques opcions per dinar: entrepà o amb sort en algún lloc (descanso entre les 16:30-18h) puc demanar una amanida (però aquesta opció és la menys freqüent ja que com és tard a vegades ja no hi ha o no te la fan). Com puc equilibrar el menú setmanal? A la nit normalment no menjo gaire, normalment una truita o formatge tipus iogurt amb fruits del bosc o maduixes (aquesta setmana és el meu aniversari i la panxa ja està passant malament perquè els sopar són més copiosos i no estic acostumada). Per cert, no bec llet, només civada o llet d’arròs amb avellanes. Gràcies!
Consejo: Las guías gubernamentales para la actividad física recomiendan que los adultos hagan ejercicios para fortalecer los músculos por lo menos 2 veces a la semana. Estas guías también sugieren que los adultos deben hacer de 2½ a 5 horas semanales de actividad aeróbica de intensidad moderada o vigorosa. El ejercicio aeróbico es el que le hace sudar y respirar más rápido e incluye actividades como caminar a paso ligero o andar en bicicleta.

Levanta un poco de peso. El entrenamiento de resistencia y el entrenamiento con pesas pueden ayudar tanto a hombres como a mujeres a mantenerse delgados porque desarrolla los músculos y acelera el metabolismo. Las estrategias de pérdida de peso que incorporan aeróbicos y entrenamientos con pesas incrementan la quema de calorías de forma significativa.
El tejido muscular se quema de tres a cinco veces más rápido que el tejido graso, así que a medida que usted gana músculo, su tasa metabólica aumenta, lo que permite que queme más calorías, incluso cuando duerme. Además, muchos estudios han confirmado que el ejercicio con explosiones cortas y períodos de descanso entre cada explosión quema mucho más grasa que el tipo de ejercicio continuo.
Cerca del 80 por ciento de su capacidad para reducir el exceso de grasa corporal es determinado por lo que come, el 20 por ciento restante está relacionado con el ejercicio y otros hábitos de estilo de vida saludables, tales como el sueño y la reducción de estrés. Lo que quiere decir esto es que si su alimentación se basa en alimentos procesados y azúcar/ fructosa, sus probabilidades de tener un abdomen plano, incluso si usted hace mucho ejercicio, son muy pocas…
Mi experiencia con Alimmenta ha sido vía Skype, ya que resido en Suiza. Quería compaginar una alimentación saludable con mi ritmo de vida. Soy enfermera y trabajo en turno de mañana, tarde y noche. Las consultas con Adriana han sido siempre según mi horario de trabajo y me han ayudado no solo a bajar de peso, sino también a integrar una nutrición y estilo de vida saludables con un trabajo con ya de por sí mucho estrés. Sus propuestas de menús y recetas han hecho que las consultas también sirvieran para mi pareja y no tener que hacer dos comidas distintas, ya que se basan en alimentos de todos los grupos, cocinados de forma creativa y sana. Además, todo esto ha traído de la mano una nueva motivación para hacer deporte , ya que siento mi cuerpo menos pesado y con más energía! Estoy muy contenta con mi experiencia vía Skype. 🙂 Me ha aportado libertad de horarios y un seguimiento cercano y profesional. Gracias Adriana! 🙂
Principalmente afecta a las mujeres y es una deficiencia en esta hormona. Cuidado si sufres fatiga, siempre tienes frío, problemas al ir al baño, resequedad en la piel, y pues lo que nos ocupa; no puedes bajar de peso o lo que es peor lo aumentas. Si sospechas que esta pueda ser la causa de tu sufrimiento, consulta con tu medico pues ya hay medicamento para controlar este padecimiento. Más naturalmente, puedes consumir yodo, que es un componente fundamental de la hormona tiroidea, sal de mar, mariscos y pescado.
Tampoco te olvides de... otros buenos hábitos para depurar tu organismo como beber dos litros de agua a diario y hacer ejercicio de al menos durante al menos 30 minutos. ¡Házlo después de cenar para relajarte del trabajo y dormir a pierna suelta! El jogging o una buena caminata no sólo te ayudarán a hacer mejor la digestión sino también a quemar calorías.
Puedes suplementarte con cafeína o té verde, ya que estimularán la quema de grasa durante el ejercicio que deberás realizar y además pueden ayudarte a tener más energía durante los entrenamientos. En las tiendas especializadas de nutrición también encontrarás productos que contienen una variada mezcla de estimulantes, que te pueden echar un cable en tu objetivo. Eso sí, jamás olvides que son suplementos y que son solo una ayuda, y no los uses para sustituir comidas.
Ni milagros, ni prisas. El secreto para perder esos cinco kilos y no recuperarlos multiplicados por dos cuando llegue el efecto rebote lo tiene María Amaro, experta en nutrición de la Clínica Feel Good (Madrid). "Se debe aumentar la ingesta de proteínas fundamentalmente en el desayuno y la cena. ¿Por qué? Porque éstas modifican la manera en que se utilizan las calorías ingeridas en nuestro cuerpo, almacenándolas en forma de músculo y no de grasa. Las mejores son el huevo, las carnes magras y los pescados blancos que son diuréticos e hipocalóricos", explica.
Un estudio de Northwestern Medicine concluyó que aquellos que se despiertan en torno a las 11 de la mañana tienden a consumir, de media, 250 calorías más, la mitad de fruta y productos frescos, y el doble de fast food que la gente que se levanta antes: tres prácticas que favorecen digestiones más lentas y que pueden inflar la zona abdominal. Una práctica no reñida con conseguir las reglamentarias y adecuadas ocho horas de sueño: todo es saber organizarse.
En la década de los 40 años en la mujer aparece la menopausia y los problemas derivados del cambio hormonal que supone. En función del estado de cada fémina, tendrá que llevar a cabo un cambio nutricional, incorporando el calcio a su dieta. “Las mujeres con osteopenia no asimilan bien el calcio porque no tienen suficiente vitamina D3. Esta vitamina, además de estar presente en algunos alimentos, se encuentra en el sol. Por eso se recomienda hacer ejercicio al aire libre. Si no es posible, hay que empezar a tomar suplementos de vitamina D”, resume Isidro.
En una sartén grande añade una cucharada de aceite de oliva y primero rehoga la sepia (no se debe cocer solo marcar), retírala en pocos minutos. A continuación, añades la patata y las verduras, las rehogas unos minutos a fuego fuerte y después añades un o dos vasos de agua o caldo vegetal y dejas cocer a fuego lento durante unos 20 minutos. Cuando las verduras estén prácticamente cocidas añades la sepia y cueces unos 3 o 4 minutos (hasta que esté en su punto). En este momento puedes servir.
Cada persona tiene diferentes situaciones actuales, y razones por las que se desea bajar de peso, generalmente, se quiere lograr esto, porque se tiene un evento en puerta, una fiesta, etc. sin embargo, es importante, que analices que tipo de alimentación has estado llevando. En base a eso te darás una idea acerca de los cambios que debes realizar. Probablemente se tengan que hacer algunos sacrificios, pero al final los resultados serán satisfactorios. La base para poder bajar de peso, es sin duda, la alimentación, por ello, debes elegir la adecuada. Una dieta baja en calorías pero equilibrada va a funcionar muy bien para poder lograr esto de manera que no se ponga en riesgo la salud.
 	+ fibra: frutas y verduras frescas y cereales integrales (pan, arroz, pasta),  aportan vitaminas y minerales, antioxidantes y mejoran el tránsito intestinal. El arroz y la pasta engordan menos si están “al dente”. Come 3 piezas de fruta al día en desayuno, media mañana y en la merienda o prepárate estos smothies depurativos. Evita los zumos, liberan el azúcar más rápido a sangre, sacian menos y engordan más.

Mi opinión personal sobre esta dieta es que, si se lleva a cabo siguiente las indicaciones y precauciones de este artículo, puede dar buenos resultados a corto plazo (quitarnos unos kilos de encima rápidamente), pero no es una solución definitiva para la obesidad ni la pérdida de peso efectiva y constante. Existen otras dietas mucho más efectivas y saludables en el largo plazo como por ejemplo la dieta paleo.
ALMUERZO. "Ensalada de tomate, rúcula y pepino con un poquito de aceite de oliva y albahaca. Atún rojo a la plancha y té blanco con canela. Gracias al omega 3,el atún ayuda a evitar la depresión y la ansiedad. El té blanco reduce el colesterol, regula la presión sanguínea, es antioxidante y mejora el funcionamiento del sistema digestivo, entre otras muchas cosas".

1. HIIT (High Intensity Interval Trainning). Número uno en 2018 en la lista de tendencias del fitness que elabora la American College of Sports Medicine (ASCM), los entrenamientos interválicos de alta intensidad responden a la perfección a la locura de vida actual: son intensos y breves. En sesiones que pueden llegar a durar apenas siete minutos se alternan ejercicios de intensidad moderada y alta (por ejemplo, sentadillas con carrera en el sitio), haciendo trabajar a tope el corazón. Entre sus beneficios, además de la brevedad, destaca la aceleración del sistema metabólico. Lo interesante no son las calorías que se queman realizándolo -unas 300- sino las que se siguen devorando incluso horas después de haber finalizado el entrenamiento. Eso sí, por contra, hay que advertir que los hiit sólo están recomendados para personas que gocen de un buen estado de forma y no deben practicarse más de tres veces a la semana.


Consejo: Las guías gubernamentales para la actividad física recomiendan que los adultos hagan ejercicios para fortalecer los músculos por lo menos 2 veces a la semana. Estas guías también sugieren que los adultos deben hacer de 2½ a 5 horas semanales de actividad aeróbica de intensidad moderada o vigorosa. El ejercicio aeróbico es el que le hace sudar y respirar más rápido e incluye actividades como caminar a paso ligero o andar en bicicleta.
Las estrategias para quemar cortisol- una hormona que reduce el músculo magro y almacena la grasa en la región abdominal- pueden ser de gran ayuda para reducir el tamaño de la cintura. Entre las estrategias se encuentra reducir o eliminar el consumo de azúcar de su alimentación, aumentar el consumo de grasas saludables, dormir bien y hacer ejercicio de intervalos de alta intensidad
Agua. El agua no solo ayuda a depurar nuestro organismo, sino que también resulta saciante y hace que tengamos menos hambre. "Las investigadores muestran que beber más agua, especialmente antes de las comidas, puede reducir el consumo total de calorías, lo que puede ayudarte a perder el exceso de grasa en el vientre", explica la dietista Jillian Kubala.

Hay dos tipos de grasa alojada en tu abdomen: la subcutánea, que está justo debajo de la piel y es la que produce la flacidez, y la visceral, que se deposita alrededor de los órganos. "Se ha demostrado científicamente que la grasa visceral crea hormonas y citocinas, las sustancias que producen la inflamación del vientre", explica Ashcroft. "La inflamación crónica causada por las citocinas se asocia con hipertensión, diabetes de tipo 2, resistencia a la insulina y aterosclerosis, lo que aumenta el riesgo de ataque cardíaco", subraya.
Aunque como hemos visto existen muchos más factores que la ingesta calórica para determinar nuestro peso. Es verdad que las bebidas alcohólicas tienen una importante cantidad de calorías vacías que si exceden tu consumo calórico diario recomendado influenciará en tu acumulación de grasa abdominal. Es decir, que estas calorías se convertirán en grasa y se acumulará en tu cuerpo.
Durante la menopausia el aumento de peso en la sección media del cuerpo es rápido y bastante común en las mujeres que transitan este proceso. Estas mujeres, que experimentan un aumento de peso extra alrededor del abdomen, corren un alto riesgo de desarrollar problemas cardíacos, diabetes y otros problemas de salud. Aprende a reducir el consumo de calorías y a incrementar la cantidad de ejercicios físicos diarios para reducir ese aumento de peso que es consecuencia de la menopausia.
Recuerda que para bajar de peso, debes gastar (en inglés) más calorías de las que consume. Para perder entre 1 y 2 libras por semana (una libra equivale a 3,500 calorías) necesitarás reducir tu consumo calórico en 500-1000 calorías por día. Para ello, es importante que conozcas las calorías que contienen algunos alimentos, que puedes calcular en webs como Calorie Count.
Pregunta por las envolturas corporales minerales. Se afirma que algunas envolturas minerales ayudan a adelgazar, haciendo literalmente que pierdas medidas de la cintura, los muslos y los brazos. El proceso consiste en una limpieza a base de minerales, cuyo objetivo es desintoxicar el cuerpo, ayudándote a bajar de peso, reducir la celulitis (grasa cerca de la superficie de la piel) y a tonificar y reafirmar la piel casi instantáneamente.
La investigación sustenta la noción de que la calidad del régimen alimenticio, no la cantidad, es lo que contribuye a que la gente baje de peso y a que lo controle con mayor facilidad a largo plazo. También sugiere que las autoridades sanitarias deberían dejar de decirle a la gente que se obsesione con cuántas calorías ingiere diario y, en cambio, alentarla a evitar el consumo de alimentos procesados que se fabrican con almidones refinados y azúcar añadida como las rosquillas, el pan blanco, la harina refinada, los bocadillos o bebidas azucaradas, según Dariush Mozaffarian, cardiólogo y decano de la Facultad Friedman de Ciencias y Políticas de la Nutrición en la Universidad Tufts.
Verdad: El queso, la leche y el yogur sin grasa o bajos en grasa son tan nutritivos como los productos hechos con leche entera, pero tienen menos grasa y calorías. Los productos de derivados de la leche, también conocidos como productos lácteos, tienen proteína que sirve para aumentar la masa muscular y para ayudar a que los órganos funcionen bien. También tienen calcio que sirve para fortalecer los huesos. La mayoría de las leches y algunos yogures vienen enriquecidos con vitamina D que ayuda al cuerpo a utilizar el calcio. La mayoría de las personas que viven en los Estados Unidos no obtienen suficiente calcio ni vitamina D. Los productos de leche son una manera fácil de obtener más de estos nutrientes.
El último componente es el “Manual de Motivación”. Aunque este es un programa corto de tan solo 2 semanas, no es fácil, ya que requiere que hagas grandes cambios en un período corto de tiempo. Mucha gente se sentirá desmotivada y querrá abandonarla. El manual de motivación levantará tu espíritu, haciendo que te concentres y  asegurándose que sigas adelante.
El tejido muscular se quema de tres a cinco veces más rápido que el tejido graso, así que a medida que usted gana músculo, su tasa metabólica aumenta, lo que permite que queme más calorías, incluso cuando duerme. Además, muchos estudios han confirmado que el ejercicio con explosiones cortas y períodos de descanso entre cada explosión quema mucho más grasa que el tipo de ejercicio continuo.
Hace 100 años solamente la gente adinerada podía comer chocolate ya que era muy caro. Los dulces eran un artículo de lujo, pero al llegar la industrialización bajaron los costos y el marketing empezó a hacer de las suyas. El mercado potencial fueron los niños y asunto arreglado, generaciones sufriendo adicción desde la infancia. Pero no te preocupes, es posible de superar. Como cualquier adicción necesitas de fuerza de voluntad, pero por favor, no hagas lo mismo con tus hijos y no los premies con dulces.
Atención: Dietaproteica10 es un blog de carácter informativo, de temas relacionados con salud, nutrición y bienestar, nunca debe de ser utilizado como sustituto al diagnóstico médico o tratamiento sin antes consultar a un médico colegiado.Los suplementos alimenticios aquí mencionados no deben utilizarse como alternativos a una dieta equilibrada variada, y un estilo de vida saludable.
Ya estamos en verano, y aunque en Deporte y Vida somos contrarios a las “operaciones bikini” basadas en dietas extremas, que seguramente se dejarán a lo largo del tiempo ya que tienen nula adherencia, os vamos a contar algunos secretos que sí os permitirán perder un par de kilos en dos semanas. De hecho, perder un kg a la semana es un objetivo factible, sobre todo si acompañamos nuestra alimentación de ejercicio físico.
×