Prueba un programa de entrenamiento en circuito. Si estás tratando de bajar de peso de forma rápida para un evento en particular y no te importa recuperar el peso perdido, puedes probar una rutina de ejercicios condensada. Muchas revistas femeninas y de salud, al igual que los entrenadores personales, ofrecen rutinas condensadas de entrenamiento similares diseñadas para maximizar la pérdida de peso y hacer que el adelgazamiento sea visible en tan solo unos días después de empezar el régimen.
La pregunta de todos mis pacientes es: ¿y no me moriré de hambre? Y la respuesta es no. Mi método trabaja sobre el mecanismo de vaciado del estómago, haciendo que sea más lento y que los alimentos pasen más tiempo dentro de él, para que tu cuerpo no pida comida con tanta frecuencia. ¿Cómo? Con alimentos ligeros pero densos. Para que me entiendas, un caldo de verduras es un alimento ligero, pero sale rápido del estómago porque es todo líquido. En cambio, una crema de verduras espesa es ligera pero tiene la densidad necesaria para pasar un rato en el estómago y saciarnos más. ¿Y con esto ya es suficiente? No, también le “engañaremos” un poco actuando sobre la primera fase de la digestión, la cefálica, cuando todavía no hemos comido pero nuestro cerebro, ya sea por el horario, por la visión o el olor de comida, le dice al estómago que se prepare para comer y empiece a segregar líquidos, como el ácido clorhídrico, y nos entra el hambre.

Ya estamos en verano, y aunque en Deporte y Vida somos contrarios a las “operaciones bikini” basadas en dietas extremas, que seguramente se dejarán a lo largo del tiempo ya que tienen nula adherencia, os vamos a contar algunos secretos que sí os permitirán perder un par de kilos en dos semanas. De hecho, perder un kg a la semana es un objetivo factible, sobre todo si acompañamos nuestra alimentación de ejercicio físico.
Hola,tengo 37 años mido 1,55 y peso 56,5 kg. Desde qué dejé de trabajar he engordado 2 kg. Actualmente estoy estudiando y no tengo tiempo para gimnasios, aunque intento ir andando a todos lados. Otra cosa que me pasa es que no me gusta el café, soy de leche con cacao y si no lo tomo no rindo igual. No me gustan los yogures y menos para desayunar. Por lo que nunca sigo las dietas al pie de la letra. ¿Cómo podría hacer para perder algo de peso?
Es la conocida dieta del 3, ya que en tan sólo tres días puedes perder 3 kilos. La base de esta dieta es hacer tres comidas al día con dos tentempiés uno  por la mañana y otro por la tarde. Las comidas claves son el desayuno, la comida y la cena. Teniendo el mayor aporte calórico y enérgico el desayuno, la comida tiene un aporte medio y la cena es bastante ligera.
Alimentación Saludable Alimentos Saludables Consejos de Salud Consejos para adelgazar Dietas AntiEdad Dietas de Choque Dietas más Famosas Dietas para Adelgazar Dietas para Enfermedades Dietas por Alimentos Dietas por Calorías Dietas Rápidas Ejercicios para Adelgazar Mi Peso Ideal Nutrición en el deporte Productos naturales para adelgazar Recetas ligeras Remedios para perder peso Suplementos deportivos
Verdad: Las dietas de moda no son la mejor manera de perder peso permanentemente. Este tipo de dieta generalmente promete que usted perderá peso rápidamente. Le hacen reducir estrictamente lo que come o evitar ciertos tipos de alimentos. Es posible que al principio sí pierda peso, pero es difícil continuar este tipo de dieta. La mayoría de las personas pronto se cansan de seguirlas y vuelven a subir el peso que habían perdido.
Lo malo es que hay un pero. Debes saber que cuando tomas estos suplementos aumentas las posibilidades, después de años, de sufrir cáncer de próstata (en hombres) y de cáncer de mama (en mujeres). Seamos sinceros, si rondas en los 70 deberías preocuparte más por tener un estilo de vida saludable que te mantenga activo física y mentalmente por más tiempo que verte como un chico de 20. Piénsalo.
De esta forma, conseguirás controlar tu saciedad. Es más probable que te entren ganas de devorar si haces solo dos comidas que si haces cinco, por lo que así controlarás fácilmente la ingesta de calorías. Hacer pequeñas ingestas cada tres horas nos aportará energía y evitaremos los ataques de hambre, que ya sabemos que irán al depósito de grasa. Recordemos que no es imprescindible comer cada dos o tres horas, hacer más comidas simplemente te puede ayudar a no tener los clásicos atracones.
Decimos que la grasa abdominal es la más difícil de eliminar, ya que esta zona de nuestro cuerpo es la que más tiende a acumular grasa. Por tanto, un simple descuido, un antojo o cualquier otro inconveniente pueden acabar con semanas e incluso meses de esfuerzo. Por esta razón, debemos ser muy comprometidas con la dieta y seguir varios consejos para lograr los resultados deseados.

Hola..una.consulta tengo 18años.casi.toda.mi.vida tuve.sobrepeso.a.los.12.pensaba 80kg.luego.bajé.hasta.pesar 64kg.me quedó mucha flacidez en todo el cuerpo y.más en el.abdomen.. Hice.ejercicios.como correr y.seguía pesando lo.mismo…luego fui un.tiempo al.Gym.subí 1kg..siento que.gané.músculo.pero la.grasa.sigue.como.saludable.. No.quiero. ganar músculo..pues.se me ve. Mal soy.ancha..siento.que bajo mi.grasa tengo. Un.poco.de.músculo. x.hacer tantos.ejercicios.en el Gym.mido.1.61cm….que me aconseja.pls.saludos!!!


Ya sabemos que comer pescados ricos en ácidos grasos omega 3 (como el salmón o atún) acelera tu metabolismo, además de regular los niveles de azúcar en sangre y reducir otros problemas como la inflamación. Pero algunos estudios han comprobado que estos ácidos grasos también ayudan a reducir la resistencia a la leptina, una hormona que facilita la pérdida de peso.

Aunque te cueste trabajo creerlo, las especias son un gran apoyo en la dieta y contribuyen a la pérdida de peso. Especias populares como la canela, el jengibre o la pimienta de cayena nos permiten activar el metabolismo y le aportan otros grandes beneficios a la salud. Además, ayudan a disminuir los niveles de azúcar en la sangre para evitar la diabetes.
Anota todo lo que comes y bebes, en qué momentos y en qué cantidades. De esta forma, por un lado te darás cuenta de que, efectivamente comes más de la cuenta, y por otro sabrás si es que picas entre horas porque te aburres o estás desanimada. En este caso, búscate aficiones que llenen tu tiempo libre como ir al cine o pasear con amigos. Para empezar una dieta es bueno un cambio de actitud, pero también es de gran ayuda un cambio de imagen: ve a la peluquería, cómprate alguna prenda que te favorezca, arréglate un poco más. Y piensa en todo lo que tienes colgado en el armario. Es el comienzo del cambio.
×